Archivos por Etiqueta: Madonna

Madonna – Frozen

«Frozen» es una canción interpretada por la cantante estadounidense Madonna, incluida en su séptimo álbum de estudio Ray of Light (1998).

El sello Maverick Records la publicó como el primer sencillo del álbum el 23 de febrero de 1998. La canción también fue incluida en los recopilatorios GHV2 (2001) y Celebration (2009). «Frozen» fue compuesta por Madonna y Patrick Leonard y fue producida en colaboración con William Orbit. Musicalmente construida como una balada electrónica de tempo medio, «Frozen» habla sobre un ser humano frío y sin emociones. En 2005, un juez belga dictaminó que «Frozen» era un plagio de una canción de Salvatore Acquaviva y finalmente fue prohibida en la región. Esta decisión fue anulada en 2014, levantando la prohibición de Bélgica sobre la canción.

R-78472-1380914143-8134.jpeg

«Frozen» recibió elogios de los críticos musicales, algunos de los cuales la consideraron como destacada en el álbum. Fue descrita como una obra maestra y su sonido y ritmo melódico se definieron como «cinemático». La canción fue un éxito en todo el mundo, alcanzando el número dos en la lista Billboard Hot 100 de Estados Unidos, convirtiéndose en el sexto sencillo número dos de Madonna y en la artista con más éxitos número dos en la historia de esa lista, mientras que alcanzó el número uno en la lista Billboard Hot Dance Club Play. En última instancia, llegó al número uno en el Reino Unido, Escocia, Italia, España y Finlandia y también dentro de los cinco primeros lugares en otros países, como Australia, Suecia y Suiza.

El video musical que acompaña a «Frozen» fue dirigido por Chris Cunningham en un desierto en California, retratando a Madonna como una persona melancólica, etérea y bruja que se transforma en una bandada de pájaros y un perro negro. El video musical recibió un premio MTV Video Music Award por «mejores efectos especiales» en 1998. Para promover Ray of Light, la cantante interpretó la canción en varias ocasiones incluyendo en Wetten dass…?. Además, fue incluida en tres giras de Madonna. «Frozen» ha sido versionada por un número de artistas, como Talisman y Thy Disease.


Video musical

El vídeo musical fue dirigido por Chris Cunningham. La grabación se llevó a cabo en el Cuddeback Lake, un lago seco del Desierto de Mojave, del 7 al 11 de enero de 1998.

Madonna dijo que se sintió atraída por Cunningham debido a su trabajo en el videoclip de la canción «Come to Daddy» del DJ Aphex Twin. Quiso ambientarlo en un desierto porque es «un lugar mágico» en el que se puede encontrar «mucha energía mágica y mística»; estuvo inspirado por la cinta de 1997 El paciente inglés, los trabajos de la bailarina Martha Graham y el autor Edgar Allan Poe.

​ Se estrenó el 16 de febrero en el canal MTV a las 4 P.M.​ El vestido negro que la cantante porta en el video fue diseñado por Olivier Theyskens, y proporcionado por su entonces nueva colaboradora, la diseñadora Arianne Phillips.​ Originalmente, Madonna quiso filmar el video en Islandia, «un lugar donde hace mucho frío y donde hay nieve», pero luego cambió de parecer:

«Pensé: Me voy a congelar. Me voy a sentir miserable. Me arrepentiré de haber escogido un lugar frio. Así que dije, hagámoslo en el desierto, porque aunque piensas que son calurosos, están congelados en el sentido de que no hay vegetación y están muy desolados. Pero cuando llegamos, hacía veinte grados bajo cero, hacía un frío glacial y yo estaba descalza. Estuve descalza durante toda la filmación, y luego comenzó a llover y todos se enfermaron resultó ser una experiencia muy desagradable».

Cunningham también la paso mal durante la filmación; «estaba tan emocionado de finalmente tener presupuesto para un video, luego terminé en el desierto y hubo un monzón: llovió sobre el equipo, las cámaras se estropearon y terminé empapado, teniendo que grabar cubierto con una manta».​ El clip comienza con tomas del piso del desierto, agrietado y desecado, y luego aparece Madonna flotando sobre el suelo ataviada con un largo vestido negro. Tiene las manos cubiertas de tatuajes de alheña y el símbolo Om en una de sus palmas. Gesticula lentamente y mueve sus brazos hacia el cielo, rogando desesperadamente al amante citado en la canción.

 En un punto, cae hacia atrás y, al golpear el suelo, se transforma en una bandada de cuervos grandes; luego se transforma en un perro negro.​ Conforme avanza el video, aparecen 3 Madonnas que caminan y gatean por el desierto. El cielo se oscurece y una de las Madonnas levita para transformarse nuevamente, esta vez en un líquido negro que corre a lo largo del suelo del desierto que luego es absorbido por las manos tatuadas de otra Madonna. El clip termina con una toma de la cantante con expresión «desesperada y melancólica».

Madonna – La Isla Bonita

«La isla bonita» es una canción interpretada por la cantante estadounidense Madonna, incluida en su tercer álbum de estudioTrue Blue(1986). Fue publicada como el quinto y último sencillo del álbum el 25 de febrero de 1987 por la compañía discográfica Sire Records. Compuesta como una elegía, se le ofreció en un primer momento a Michael Jackson, si bien fue Madonna quien la aceptó finalmente y reescribió la letra con Patrick Leonard. «La isla bonita» es el primer tema de la artista con influencia latina y presenta arreglos de percusión cubana y guitarras españolas, además de maracasarmónica y una combinación de percusión sintética y tradicional. La letra describe una «isla bonita» y, según la propia Madonna, es un tributo a la belleza de los latinos.

IMG_E9763_grande

En términos generales, obtuvo reseñas positivas de los críticos y periodistas musicales e incluso fue incluida en varias listas de las mejores canciones de Madonna. Desde el punto de vista comercial, llegó a los puestos más altos en las listas de países como Austria, Canadá, Francia, Alemania y Suiza. Fue su cuarto sencillo en llegar al primer puesto en el Reino Unido, lo que hizo que superara el récord de la artista con mayor cantidad de sencillos número uno; por su parte, en Estados Unidos llegó al cuarto lugar de la lista BillboardHot 100.

En el videoclip que acompaña la canción, Madonna representa a dos personajes diametralmente opuestos: una niña santurrona y una apasionada latina; el estilo latino y el traje de flamenca rojo que usó marcaron tendencia más adelante. El tema está entre los más interpretados en vivo por la cantante y figuró en seis de sus giras mundiales, la última de las cuales fue en el Rebel Heart Tour de 2015-16. Lo interpretó frecuentemente en su forma española, a veces junto con canciones tribales o folclóricas y remezclas. Desde su lanzamiento, numerosos artistas han versionado este tema, entre ellos la cantante francesa Alizée, para su álbum de 2007 Psychédélices.


«La isla bonita» fue compuesta por Patrick Leonard y Bruce Gaitsch, quienes la ofrecieron a Michael Jackson para su álbum Bad, pero la rechazó.​ Mientras trabajaba con Leonard en True Blue, Madonna aceptó la canción y reescribió su letra, lo que le permitiría ganar crédito como coautora. El tema fue el primero en el que Madonna usó contenidos españoles y hasta incorporó versos en español, temática que aparecería nuevamente a lo largo de su carrera en las letras de «Who’s That Girl» (1987), «Spanish Eyes» (1989), «I’m Going Bananas» (1990), «Verás», versión en español de «You’ll See» (1995), «Be Careful (Cuidado con mi corazón)», a dúo con Ricky Martin (1999), «Lo que siente la mujer», la versión en español de «What It Feels Like for a Girl» (2001), «Sorry» (2005) y «Spanish Lesson» (2008).​ Según ella misma, «los ritmos latinos a veces dominan nuestras canciones fieles al tempo, es como si estuviéramos poseídos. [Leonard y yo] pensamos que fuimos latinos en otra vida». Además, explicó:

Me encanta la música en español. Me encantan los Gipsy Kings. Son tan buenos. Y me encanta el canto español. Cuando viví en Nueva York durante tantísimos años, escuchaba constantemente salsa y merengue. Es la música que sonaba en la radio de todo el mundo en la calle.


«La isla bonita» es una canción de pop con un estilo español y es uno de los trabajos colaborativos entre Madonna y Patrick Leonard más característicos. Combina el sonido de diferentes instrumentos, como tambores cubanos, guitarra española, maracas, armónica y percusión tradicional y sintética. Por otra parte, está compuesta en la tonalidad de do menor, en un compás de 4/4, como la mayoría de las canciones del género y posee un tempo de 95 pulsaciones por minuto.​ El registro vocal de Madonna abarca dos octavas, de sol3 a do5 y comienza con una introducción instrumental que presenta un tambor cubano, antes de hacer entrada la percusión sintética combinada con la guitarra española. Madonna canta dentro del mismo registro. Tras el segundo estribillo, hay un interludio de guitarra donde la voz de Madonna llega al fa menor en el verso I want to be where the sun warms the sky («Quiero estar donde el sol calienta el cielo») y luego baja a do menor cuando canta Loves a girl («ama a una chica»). Hay otro interludio instrumental con armónica y la canción, tras otro estribillo, finaliza con la voz susurrante de Madonna, que repite «Él dijo que te ama».9

El tema posee cuatro versos cantados en español, algo que Madonna incorporaría luego en su sencillo de 1987 «Who’s That Girl». Al principio, Madonna representa a una turista que reza para «que los días duren, se fueron tan pronto» y simultáneamente, pone distancia entre ella y los latinos, al denominarlos «ellos» en el verso You can watch them go by («Los puedes ver pasar»). 

En su libro Women and popular music, la escritora Sheila Whitley afirmó que el estribillo hace énfasis en el cautivador participio en presente (Tropical the island breeze, all of nature wild and free, this is where I long to be, «La brisa tropical de la isla, toda la naturaleza salvaje y libre, aquí es donde anhelo estar»). La canción tiene connotaciones de súplica, aunque su verdadero sentido se encuentra en el estribillo.

El título y el primer verso del tema hacen referencia a una isla llamada San Pedro, considerada por algunos el Cayo Ambergris en Belice, ya que una ciudad importante de allí se llama San Pedro. Sin embargo, Gaitsch mencionó que, en aquellos tiempos, Madonna solía pasar tiempo en un poblado estadounidense del mismo nombre, y la cantante y su por entonces marido, Sean Penn, eran amigos cercanos de un poeta llamado San Pedro y del novelista Charles Bukowski.​ Madonna no ha clarificado la cuestión en ninguna entrevista; en su lugar, se refirió al tema como un tributo a Latinoamérica y su gente, así como a la isla y a ella misma.

Leer Más